26.2.17

Que bacam después de una noche distraída y eclipsada llegar a escuchar a esta mujer bacam, llena de colores, dibujos, choreza y pasión.
Volver a escuchar canciones, resignificar la medolia, transformar las letras que eran tus historias, tus latidos, tus amores completos, que terminaron siendo nidos vacíos en tu universo
Podemos transformar(nos) y hasta las canciones están libres 

No hay comentarios: