26.2.17

Que bacam después de una noche distraída y eclipsada llegar a escuchar a esta mujer bacam, llena de colores, dibujos, choreza y pasión.
Volver a escuchar canciones, resignificar la medolia, transformar las letras que eran tus historias, tus latidos, tus amores completos, que terminaron siendo nidos vacíos en tu universo
Podemos transformar(nos) y hasta las canciones están libres 

22.2.17

[el último empujón y se activa la red pulenta que tengo, más fuerte que nunca, los cambios duelen, pero son los más necesarios, después de esto me queda claro: movernos de ese lugar cómodamente incomodo. ese lugar donde ya no tenemos nada más que aprender.

Ver los resultados y reconocer, que no necesitamos alumbrarnos tanto públicamente, venderla con la espiritualidad, el misticismos de basura, cero cuidado, cero empatía, pendejeria por todos lados, y las similitudes de hace tres años son muchas y no son casualidad. 

Ahora tengo que aprender lo que hace tres años no pude ver ni reconocer, es ahora donde el reflejo me recuerda que ser cabrx chicx no es lo mio, por lo que estoy agradecida de ser chora, payasa, cuatica, grave, política, feminista, anarquista...reconocernos en nuestras potencialidades y debilidades, aprender y chucha que tengo que aprender cosas, esa es la vereda tropilcals en la que nos vamos a bailar]

19.2.17


esa sensación indomable de querer sentir todo en esta vida 
de inspirarnos por los detalles, las sutilezas, las miradas, los encajes, la complicidad.
el placer propio y el compartido,
la música y el movimiento
la cuerpa cambia, se transforma, (ya) no se avergüenza, eso es crecer. 



Por la noche ser la mujer del pelo bacan, la de los ojos la zorra, la del nombre poco común, la chora, la porteña, la chistosa, la grave...
Cuando el feminismo te atraviesa y el anarquismo también hace lo suyo, hay cosas que no se pasan por alto, por eso terminas en un par de canciones sacando de tu cintura manos que no quieres sentir, rechazando cualquier piropo barato y poco original, clavando miradas y risas sarcásticas
Bailar, bailar que el mundo que se va acabar, y estxs weonxs se van a morir acá.

13.2.17

Perdón
por hacerte 
cargar una cruz
que no era la tuya.
A tu lado no pude darme cuenta de
aquello, la pega ahora es mía.


12.2.17

lo bacam de viajar con alguien que haga de espejo, es poder mirarte desde a fuera. Llevo años viajando, y siempre el cambio es algo inherente al sólo hecho de viajar y moverte físicamente, ésta vez fue el motor y la intención absoluta.

cambiar patrones y cuestionarnos ese lugar donde estamos cómodamente incómodos, uf tantas cosas, y aún me queda viaje y esto recién comienza...

5.2.17

antes que se me vaya volando
los cabrxs están en el living bajoneando, riendo y contando historias

darme cuenta que lo corpóreo es un tema para hacerse cargo, que ha cambiado el como me veo, siento y sobre todo como me relaciono, el reflejo se vuelte cada día más amable